Post image for 5 Acciones para Evitar Caer en el Pecado

5 Acciones para Evitar Caer en el Pecado

El enemigo quiere destruir a los jóvenes de tu iglesia y comunidad. Una de sus estrategias es atacar a los líderes juveniles.1

Chuck Lawless dice, El enemigo sabe que cuando caen los líderes, los seguidores son heridos en el proceso.”2 No hay duda que los líderes juveniles están en una posición vulnerable ante las tentaciones. Nos paramos en las reuniones para exhortar a nuestros jóvenes a vivir según los principios bíblicos, y esto nos pone en peligro.

Afortunadamente la Biblia nos da algunos consejos en cuanto a la tentación. Cada líder juvenil puede evitar caer en el pecado si toma algunos pasos bíblicos.

  1. Mantenerte firme en la Palabra de Dios: La Biblia es una herramienta para guiar la vida. Es una lampara para iluminar el camino, y nos demuestra donde y como deberíamos andar. Salmo 119:9 nos dice, “¿Cómo puede el joven llevar una vida íntegra? Viviendo conforme a tu palabra.” Muchos leemos este versículo pensando en nuestros jóvenes, pero nosotros tenemos que vivir conforme la palabra de Dios, también.

    D.L. Moody, un evangelista y pastor estadounidense (1837-1899), lo dijo así, “O la Biblia te alejará del pecado, o el pecado te alejará de la Biblia.” Mientras mas conoces la Biblia, mejor preparado estarás para resistir al enemigo. Jesus nos dio el ejemplo cuando fue tentado por el diablo en el desierto. Cada vez, nuestro Señor respondo al enemigo con un versículo de la Palabra de Dios. Nos urge conocer la Palabra de Dios y vivir lo que nos enseña.
  2. Buscar buenos amigos: Eres una combinación de tus mejores amigos, y si quieres evitar el pecado, debes buscar amigos que te van a ayudar a alejarte del mal. La Biblia lo dice así, “El que con sabios anda, sabio se vuelve; el que con necios se junta, saldrá mal parado” (Proverbios 13:20). Tus amigos afectan tu vida.

    No estoy diciendo que tienes que alejarte por completo de los “pecadores.” Si haces esto, nunca tendrás oportunidades de compartir de Jesus con nadie. Obvio, Jesucristo buscaba oportunidades de entrar al mundo de los “pecadores” para ayudarles a conocerlo, y nosotros tenemos el mandamiento de hacer discípulos.

    Sin embargo, busca buenos amigos quienes pueden guiarte por el buen camino y ayudarte a evitar el pecado. Proverbios 12:26 dice, “El justo es guía de su prójimo, pero el camino del malvado lleva a la perdición.” Busca a los justos que pueden ser guías para tu vida.
  3. Recordar que no todo te beneficia: A muchos les gusta usar la “libertad en Cristo” para caminar muy cerca al pecado. Tratan de negociar y convencerse que esta bien hacer ciertas cosas, y buscan caminar tan cerca a la linea del pecado que uno se pregunta si son cristianos. Sus acciones, muchas veces, no son congruentes con lo que enseñan.

    Los líderes, especialmente, tienen que entender que su posición limita lo que pueden hacer. No todo lo que esta permitido nos conviene. “Todo está permitido, pero no todo es provechoso. Todo está permitido, pero no todo es constructivo” (1 Corintios 10:23). Lo que quiero decir con esto es que hay que recordar que no debemos dejar que nuestra “libertad” nos lleve al pecado. Si hay que errar, erremos del lado de la pureza.
  4. Correr de la tentación: Una de las palabras que mas me han ayudado a salir de la tentación es “huir.” Muchos de los pecados que cometemos ni siquiera serian tentaciones si no nos hubiéramos puesto en ciertas situaciones. Billy Graham dice, “La tentación—reoconocela por lo que es y rechazala—inmediatamente y sin compromiso.” Es así de simple. La tentación no es un juego.

    Santiago 4:7 lo pone de esta manera, “Así que sométanse a Dios. Resistan al diablo, y él huirá de ustedes.” Si queremos evitar caer en pecado, tenemos que resistir al diablo. A veces la mejor manera de resistirlo es correr como Jose en Genesis. No se quedo en la casa con la esposa de Potifar, sino “salió corriendo” (Gen 39:12), huyendo de la tentación. No juegues con el pecado. Corre de las tentaciones.
  5. Valorar el tiempo: No tenemos mucho tiempo aquí en la tierra para hacer la voluntad de Dios. Nuestros días son pocas, y hay mucho que hacer. Muchos de nosotros pensamos que nos queda mucho tiempo y que mañana podremos servir al Señor.

    Jonathan Edwards, en su sabiduría, escribió, “Tomo la resolución de nunca hacer nada que me daría miedo hacer si se tratara de la última hora de mi vida.” Cuando pecamos, estamos quitando tiempo para hacer la voluntad de Dios. Una buena pregunta seria: ¿Si fuera la ultima hora de tu vida, lo harías? Si supieras que en una hora estarías cara a cara con el Señor, ¿que harías? ¿Resistirías la tentación o caerías en el pecado?

    Salmo 90:12 dice, “Enséñanos a contar bien nuestros días, para que nuestro corazón adquiera sabiduría.” Un corazón sabio entiende que solo tiene tanto tiempo para obedecer al Señor y hacer su voluntad. Aprovecha el tiempo que tienes en la tierra, y no lo uses para pecar.

Mi deseo es que los líderes juveniles pueden “fortalecerse con el gran poder del Señor” para mantenerse fieles a su Palabra y su ministerio. Evita el pecado. Huye de las tentaciones. Y que Dios te use en el ministerio con jóvenes.


1. “Preparate para la Batalla.”
2. Thom Rainer, “13 Truths about Spiritual Warfare for Leaders”.

¿Te sirvió este artículo?
Compártelo en las redes...
Suscríbete para recibir todos los artículos:

Comments on this entry are closed.

Previous post:

Next post: